¡Lo más vendido!

  • Fermentos lácticos
    Fermentos lácticos

    Fermetos lácticos para producir queso. Los fermentos lácticos son los...

    4,00 €
  • Tela quesera
    Tela para queso

    Tela para hacer queso. Tela especialmente diseñada para producir queso....

    2,00 €
  • Molde de rejilla
    Molde de rejilla

    Molde de rejilla para hacer quesos no prensados. Molde tipo rejilla...

    2,00 €

Comer queso reduce el riesgo de muerte prematura.

Pubicado el : 01/09/2018 11:32:34
Categorias : Noticias sobre el queso Rss feed , Quesos Rss feed

El queso y la carne roja regresan a nuestro menú ideal al demostrarse que se debe tomar el doble de lo que los nutricionistas sugieren.

Un estudio realizado con 220.000 adultos descubrió que comer tres porciones de lácteos y una y media de carne roja al día podría reducir el riesgo de muerte prematura en una cuarta parte.

Los científicos dijeron que los hallazgos "cuestionan la sabiduría convencional" después de décadas de consejos para reducir los lácteos y la carne roja.

La guía actual del NHS (Servicio Nacional de Salud del Reino Unido) dice que los lácteos deben constituir solo el ocho por ciento de la ingesta calórica diaria recomendada para una persona, permitiendo solo un yogur o dos rebanadas pequeñas de queso. Y el consumo de carne roja debería limitarse a 70 gramos por día.

El nuevo estudio global de McMaster University, en Canadá, encontró que los niveles mucho más altos de ingesta estaban relacionados con un riesgo mucho más bajo de muerte prematura.

En el estudio a los que tomaron a diario tres porciones de productos lácteos -que podrían significar, por ejemplo, dos rebanadas de queso, un yogur completo y media pinta de leche entera- y una porción y media de carne roja, les fue mejor. Esto equivale a alrededor del 20-25 por ciento de las calorías provenientes de productos lácteos. La cantidad de carne roja consumida a diario fue de alrededor de 130 gramos que son el equivalente a un filete pequeño.

Sus tasas de muerte prematura fueron un 25% más bajas que las de las personas que consumen menos, con un 22% menos de infartos.

El Dr. Andrew Mente, ha presentado los hallazgos en la conferencia de la Sociedad Europea de Cardiología en Munich, donde dijo que la grasa saturada contenida en la carne y los productos lácteos protegen al corazón. Además, dijo que los que comen más grasa probablemente comen menos carbohidratos, muchos de los cuales probablemente serán procesados ​​y azucarados. "Esto ciertamente desafía la sabiduría convencional de limitar la ingesta de lácteos enteros en grasa". Según el Doctor las personas deberían por tanto aspirar a una dieta variada y llena de alimentos no procesados.

Los hallazgos globales no incluyeron la carne blanca, como el pollo, pero el Dr. Mente dijo que el análisis por separado sugería que tendrían beneficios similares a los de la carne roja para proteger contra una muerte prematura.

El autor principal, el Prof. Salim Yusuf, dijo: "Nuestros resultados muestran que los productos lácteos y la carne son beneficiosos para la salud del corazón y la longevidad. Esto difiere del consejo dietético actual ".

El profesor Jeremy Pearson, director médico asociado de la British Heart Foundation, dijo: "Comer bien significa mirar su dieta como un todo, en lugar de centrarse demasiado en los elementos individuales. La carne y los productos lácteos pueden contribuir a una dieta sana y equilibrada, siempre y cuando se consuman con moderación junto con muchas frutas y verduras, legumbres, cereales integrales y nueces ".

Hasta hace dos años, el NHS recomendaba que alrededor del 15 por ciento de las calorías deberían provenir de los productos lácteos. Desde hace dos años lo redujo al 8 por ciento, y recomendó el consumo de versiones bajas en grasa.

Siempre hay tiempo para rectificar tanto en el Reino Unido como en España.

 

Fte: The Telegraph

Compartir este contenido

Añadir un comentario

 (con http://)